Posted on

Carrillera de cerdo con salsa de frambuesa

Equipo para 4 personas:

  • 12 almohadillas para las mejillas
  • 1 tarro pequeño de mermelada de frambuesa
  • 1 cebolla dulce grande
  • 2 vasos de vino tinto, cuanto mucho más tomes, mejor
  • 1/2 litro de sopa ardiente
  • 1 rama de canela
  • Aceite y mantequilla, 2 medidas de cuchara cada uno de ellos.
  • Espolvoree sal, pimienta negra y canela en polvo en todos y cada mejilla.

Refinar:

Adecentar las mejillas de cualquier nervio o tejido que logre tenerlas.

Coloca la sartén al fuego, añade exactamente la misma proporción de aceite y mantequilla, y antes que la grasa humee, añade las mejillas adobadas a fin de que se doren un tanto.

Entonces cortamos la cebolla en tiras ralladas finísimas, las ponemos en la sartén con ramitas de canela y las dejamos cocer poco a poco juntas.

En el momento en que la cebolla caiga un tanto, la espolvoreamos con vino tinto, la calentamos un tanto para sacarle el alcohol, entonces añadimos de a poco la sopa ardiente a fin de que no pare el hervor. Siempre y cuando observemos que se consume le agregamos caldo y siempre y en todo momento han de estar tapados.

Entonces añadimos 2 medidas de cuchara de mermelada de frambuesa y lo combinamos bien con el resto de elementos.

Puedes cocinarlos en exactamente la misma sartén a fuego lentísimo o colocarlos en una cazuela a presión. En lo personal, quiero cocinarlos a fuego retardado en un cazo y, en el desarrollo, supervisar la reducción del caldo y la capacitación de salsa.

Si las carrilleras están agradables, probamos la salsa antes de ponerla en el plato, debe quedar un tanto dulce, añadir otros elementos si es requisito y pasar por la picadora, debe quedar buenísima.

Como acompañamiento de este platillo, tienen la posibilidad de ser manzanas cortadas en cuartos, fritas en mantequilla y unas rodajas de calabacín bañadas en mantequilla; un tanto mucho más usual, pero precisamente tiene bastantes entusiastas de las papas fritas y los champiñones fritos.

Las mejillas han de ser tan suaves que solamente precises un cuchillo para partirlas.

Consejos útiles:

Es posible que no nos agrade la acidez de las frambuesas, con lo que sugiero ir añadiéndolas al guiso de a poco hasta el momento en que comprendamos a qué hablamos.

Mire los elementos de la mermelada de frambuesa, si es viable es baja en azúcar o sin azúcar, tanto por el hecho de que la adquirí, pero no recuerdo la marca. Si vuelvo a hallar la palabra niño Jesús, tú y yo nos volveremos a localizar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *